Principales ventajas de aprender idiomas en grupo

Aprender idiomas en grupo
 

Sin duda, aprender idiomas es un objetivo muy importante desde el punto de vista de la formación y el currículum laboral. Nosotros creemos que aprender inglés en grupo en un programa de idiomas en el extranjero ofrece numerosas porque el propio ambiente del grupo fortalece el objetivo de querer mejorar un idioma.

Por tanto, si estás valorando la posibilidad de recibir clases individuales o grupales, en este post te contamos cuáles son los beneficios didácticos de esta segunda opción.

 

Las 8 ventajas de aprender inglés en grupo

1. Proceso de acompañamiento. Por mucho que una persona quiera ser autodidacta, puede vivir momentos de desmotivación que le lleven a tirar la toalla respecto a su objetivo final. En un grupo puedes encontrar valores tan importantes como la cooperación, la ayuda mutua y el compañerismo. Pero, además, también puedes encontrar espacio para ser autodidacta en tu tiempo libre al seguir aprendiendo a partir de la lectura, por ejemplo.

2. Compartir un objetivo común. Esta es una de las ventajas más importantes que puedes experimentar al aprender el idioma en grupo. Tus compañeros se encuentran en un proceso vital similar a ti, por tanto, sus dificultades, sus motivaciones, sus dudas y sus miedos pueden estar muy vinculados con tu propio contexto personal.

A partir de esta empatía, puedes tener un mayor nivel de comprensión contigo mismo para superar las dificultades del aprendizaje. Pero, además, puedes encontrar el apoyo de personas que te comprenden perfectamente porque entienden el proceso por el que estás pasando. Esto reduce la ansiedad ante el estudio y el miedo al fracaso. Es decir, gracias a este hecho, también logras relativizar los obstáculos que encuentras en el camino.

3. Dinamismo. Aprender disfrutando es un deseo emocional de todos aquellos estudiantes que temen al aburrimiento como un bloqueo importante en la motivación del aprendizaje. Pues bien, las clases en grupo resultan muy dinámicas gracias a la interacción y a la participación de personas distintas. Gracias a este dinamismo, sientes cómo cada día es distinto y cómo la rutina se rompe, algo que propicia la vivencia de emociones como la ilusión, la motivación o la sorpresa ante la novedad.

4. Aprender del ejemplo de otros alumnos. En el contexto del aprendizaje es muy posible que observes cómo otros alumnos tienen una mayor riqueza de vocabulario, una mejor pronunciación o cualquier otra competencia lingüística. Este hecho te permite aprender del ejemplo de esas personas puesto que el verdadero valor del conocimiento no es el individualismo sino compartir lo que cada uno sabe.

5. Ayudar a otros compañeros. No solo tú puedes aprender de los demás. Otros alumnos también pueden aprender de ti. Cuando compartes lo que sabes con otras personas, tú mismo memorizas mejor esa información o comprendes mejor aquello que has explicado. Además, piensa que tus dudas también pueden ser las de otros compañeros. Por esta razón, cuando un alumno plantea una consulta al profesor, esa respuesta es de ayuda para todos. Algo esencial desde el punto de vista de la gestión del tiempo.

6. Establecer conversaciones. El aprendizaje del idioma requiere de mucha práctica, por esta razón, es muy importante fomentar este feedback real con otros compañeros. Gracias a este valor práctico de la experiencia, adquieres habilidades y recursos de comunicación que te ofrecen una mejor preparación para el futuro. En el contexto del grupo es posible llevar a cabo ejercicios y dinámicas de conversación con otros compañeros.

7. Clima del grupo. Gracias a esta comunicación habitual y al propio paso del tiempo, se crea un clima de confianza que propicia una experiencia de felicidad. Por esta razón, a tu propia motivación interna, sumas el valor de la motivación externa que encuentras en este espacio tan nutritivo en el ámbito emocional.

En el grupo también se crean relaciones personales que pueden ir más allá del aula al construir nuevas amistades. En ese caso, por ejemplo, es posible crear un grupo de WhatsApp con algunos de los compañeros de clase para mantener conversación a través de este canal. Es decir, puedes conocer amigos con los que charlar en inglés, por ejemplo, de manera habitual fuera del tiempo de las sesiones de aprendizaje.

8. Aprendizaje personalizado. Es totalmente compatible formar parte de un grupo con tener un proceso de aprendizaje totalmente individualizado. Es decir, como alumno, recibes un feedback de evaluación sobre tu propio proceso. Un feedback que te permite conocer el mapa de tu situación presente en relación con los logros alcanzados y las metas que quedan por conseguir.

 

Nuestros programas de idiomas ofrecen una formación de excelencia a quienes desean participar en programas en el extranjero. Y, por tanto, aprender idiomas es una experiencia que te aporta una mejor preparación desde el punto de vista de la comunicación gracias a un aprendizaje ameno, positivo y muy divertido.