Aquí estamos un día más, uno de los últimos ya.

Estamos intentando disfrutar al máximo de estos últimos días, aunque hubiésemos preferido un poquito más de sol y calor. La naturaleza sigue muy presente en nuestro día a día y hoy nos hemos dirigido a unos jardines que nos han maravillado. Eso sí, otra vez nos ha tocado andar un poquito.

La naturaleza ha sido uno de los temas por excelencia durante nuestra estancia y la verdad es que precisamente ahora al final no podíamos dejar de visitar parques y ríos. Hoy ha sido uno de esos días en los que el tiempo no ha sido el mejor, pero tampoco nos ha aguado el paseo. Estos jardines tenían flores y árboles de todo tipo, y con la guía que nos han dado al principio del recorrido podíamos saber perfectamente de qué especie se trataba. Entre paseo y paseo, tocaba una pausa para hacer alguna foto, correr, saltar o atravesar un puente. Ademas, hoy no estábamos solos, teníamos la compañía de las nietas de uno de los profesores (Robert), que hacían las delicias de la visita. Cantaban, saltaban, preguntaban, comían… ¡y hablaban en inglés! Mejor imposible.

C0FA5DCE-F5AA-42B8-B243-10823911B71B

11A23A76-2A3B-4004-8D9D-184D948EE68A CA64D434-662D-4F32-A555-D7F3AEB0F6DD 3F8E4005-2D98-4213-996C-76B93A514537

Al salir de los jardines no nos podíamos ir sin entrar en las tiendas locales y echar un vistazo. Gracias a eso hemos podido descubrir algo súper interesante. ¡En Irlanda tapan el número de calorías de las chocolatinas con una pegatina! ¿Será porque prefieren no saber la cantidad de calorías que comen? Quién sabe. Lo que sí es cierto es que es una diferencia cultural importante. Está claro que no sólo en clase se aprenden cosas.

¿Qué será lo que nos deparará el día de mañana? Algo así como un parque con esculturas. Veremos.