Se acerca la primavera y los aficionados a las excursiones y rutas en bicicleta ya están afilando sus poderosas armas con ruedas. Dejamos atrás el frío y oscuro invierno, las clases de spinning y los rodillos para preparar la llegada del “caloret”¡Que dé comienzo la mejor estación para este deporte!

La primavera en Inglaterra es alegremente recibida entre todos sus habitantes. El aumento de las temperaturas hace olvidar el frío invierno y los paisajes se alfombran de un color verde que rebosa vida repleto de flores que imitan las pinceladas de un pintor puntillista.

Si estás realizando tu curso de inglés en Inglaterra o piensas viajar al país durante la primavera, te hemos preparado un listado con las mejores rutas para que disfrutes de la naturaleza de la isla. Eso si, te recomendamos que hagas caso al refranero popular y lleves contigo un chubasquero por lo cambiante que suele ser el clima inglés y sus april showers: más vale prevenir, que curar.

Hemos separado las rutas en tres niveles —fácil, medio y difícil— en función de la dificultad, longitud y desnivel que se pueden encontrar en cada una de ellas. La longitud de kilómetros total que aparece en cada una de ellas incluye ida y vuelta.

 

Rutas en bici por Inglaterra

 

De Tavistock a Horndon. 22 kilómetros.

Comenzamos con una ruta de nivel muy fácil pero con gran atractivo turístico, por lo que es ideal para principiantes. Esta ruta transcurre por el Parque Nacional de Dartmoor, al suroeste de Inglaterra, una paraje muy conocido por ser el escenario de la novela de El Perro de los Baskerville, tal vez la más famosa de todas las protagonizadas por Sherlock Holmes.

La ruta comienza en Tavistock y está formada por estrechos senderos y arroyos que llegan hasta Mary Tavy, donde podemos hacer un avituallamiento para comenzar el camino de vuelta a casa entre los verdes campos.

 

Biggin Hill. 36,95 kilómetros.

Se trata de una ruta circular que empieza y finaliza en la ciudad de Biggin Hill, al sur de Londres. El trayecto destaca por su continuo perfil “rompepiernas”, con continuos pequeños muros al estilo de las Clásicas de Primavera, las famosas carreras de ciclismo en carretera como la Milán-San Remo, el Tour de Flandes o el Giro de Lombardía. Es un trayecto para disfrutar y sentir el trabajo en los cortos pero intensos tramos ascendentes.

 

De Old Wives Lees a Faversham. 25,5 kilómetros.

Este recorrido transcurre por el espectacular bosque Perry Wood  —al sureste de Inglaterra, cerca de Canterbury— donde podrás disfrutar tanto de las sensaciones de la ruta como de la fauna del mismo. Al salir del bosque, el camino sigue por los campos de Sheldwich hasta llegar a Faversham, donde finaliza la ruta. Es un paseo agradable y muy tranquilo, ya que te permite disfrutar del entorno y no supone un ejercicio físico muy exigente.

 

Rutas en bici por Inglaterra

 

Subida del Támesis hasta Staines. 61,58 kilómetros.

Este recorrido remonta el curso del río Támesis desde Londres, siguiendo su cauce cerca de sus orillas hasta Staines. Este hecho favorece que no presente grandes desniveles en sus casi 62 kilómetros, de los cuales el 80% se realizan a través de terrenos de grava y pistas que te permiten disfrutar de la velocidad. La pista sigue el nº4 National Cycle Network terminando en la estación de tren de Staines, pero si eres valiente puedes continuar la NCN 4 hasta Windsor y tomar el tren de regreso a Londres.

Ocupa el primer puesto ya que es un recorrido muy recomendado para empezar a dar el salto a medias-largas distancias.

 

Isla de Wight. 100 kilómetros.

La Isla de Wight se trata de la isla más grande de Inglaterra situada en la costa sur frente a la ciudad de Southampton. Cuenta con un duro recorrido para bicis de 100 kilómetros, en el que se disputa la Isle of Wight Ride. Su dificultad reside en la extensión del recorrido y en la más que probable presencia del viento, por lo que debes tener una buena preparación física para poder realizarlo sin sufrir al día siguiente de terribles agujetas Durante el recorrido visitarás los pueblos pescadores de la costa, Yarmouth y Benbridge. Durante todo el recorrido disfrutarás de impresionantes vistas marinas, además de avistar aves y otro tipo de fauna por el camino.

 

Wherryman’s Way – Norwich – Gt Yarmouth. 60, 7 kilómetros.

Se inicia en la estación de tren de Norwich y sigue la National Cycle Network 1 para llegar a Whitlingham Country Park. Recorre las orillas del río Yare, al este de Inglaterra, pasando en algunos kilómetros lo más cerca posible al río.

Durante el recorrido, el camino varía en función de la distancia al río, pasando desde estrechos pasos a amplios carriles bici. A lo largo de este tramo pasaremos por las ciudades de Chedgrave, Loddon y Reedham, aunque para llegar a esta última hay que cruzar el río en el ferry que funciona todos los días 8 a 22 horas. Al pasar Reedham, la ruta retoma el cauce del río recorriendo los prados hasta llegar a la meta final, Great Yarmouth.

 

Rutas en bici por Inglaterra

 

Jacob’s Ladder desde Glossop (Manchester). 44,77 kilómetros.

Este es un recorrido exigente con más de 1200 metros de desnivel que empieza en la estación de tren de Glossop, al lado de la ciudad de Manchester. Las principales cotas son las ascensiones desde Jacob’s Ladder hasta Hayfield y de Rushup EdgeHollins Cross y Mam Tor. La mayor parte del camino está lleno de piedras, lo que la convierte en todo un reto. Este recorrido se vuelve todavía más duro si las pistas por las que circulas se encuentran mojadas, convirtiéndose en un auténtico infierno digno de los riders más duros.

 

Desde Dorking a Peaslake. 42,7 kilómetros.

Ésta es una de las mejores rutas en bicicleta que se pueden realizar al sur de Londres con un desnivel acumulado superior a los 1100 metros. Aunque no sea particularmente complicado, requiere cierto nivel técnico ya que el recorrido incluye algunos descensos de infarto (aunque, eso sí, muy divertidos una vez los has pasado). Este ideal si quieres sentir el espíritu MTB sin salir de Londres.

 

Desde Ashbourne a Whaley Bridge Loop. 108,9 kilómetros.

Si lo que te gustan son las rutas largas, esta se convertirá en tu preferida. Con más de 1500 metros de desnivel, el trayecto es divertido a la par que exigente, atravesando el Parque Nacional de Peak District. Comienza en Ashbourne y sigue Tissington Trail hasta el cruce con la pista de Pennine. Desde allí seguimos la National Cycle Network hasta Whaley Bridge. Aquí comienza el tramo más exigente hasta encontrar la pista de Pennine de nuevo. Desde allí, el recorrido se suaviza y nos permite tomarnos un descanso con una suave bajada hasta llegar a la meta, Ashbourne.