La enseñanza bilingüe a debate

Bilinguismo inglés y español
 

Muchos habréis oído la pregunta: “educación bilingüe, ¿sí o no?”. Pues para darle respuesta, el pasado mes de octubre nuestro CEO Chema Pascual y nuestras compañeras Carla Sabater (Directora de la Academia Newlink Idiomas) y Marina Aguareles (Directora de Educación Internacional) asistieron al IV Congreso Internacional de Enseñanza Bilingüe en Centros Educativos, que se celebró en la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid y llevaba por título “El bilingüismo a debate”.

Nuestros compañeros participaron en talleres prácticos, ponencias plenarias, foros y mesas de debate, en las que expusieron sus experiencias acerca de la Enseñanza Bilingüe en todas las etapas educativas, así como la importancia de una formación de calidad para los docentes, no solo en el desarrollo de su competencia lingüística, sino también en metodología AICLE. En este sentido, compartieron su experiencia organizando programas de formación del profesorado en el extranjero enfocados a la enseñanza en entornos bilingües, de los cuales pudieron disfrutar con Newlink este verano más de 370 docentes de la Comunidad Valenciana y de la Xunta de Galicia.

Asimismo, aprendieron y descubrieron nuevas tendencias y enfoques en la enseñanza bilingüe, como la integración de la cultura en el aula o las nuevas herramientas para desarrollar la competencia intercultural en los estudiantes y docentes. Los tres comentan que están muy motivados y con muchas ganas de implementar estas nuevas herramientas en los centros escolares y en los ámbitos en los que están trabajando.

 

¿Qué futuro le espera a la Educación Bilingüe?

La tendencia de la sociedad hacia una enseñanza bilingüe de calidad es ya una realidad en la que hay que mimar y cuidar hasta el más mínimo detalle. Para ello, es imprescindible conocer el estado de la cuestión en el panorama nacional e internacional y crear vínculos y lazos de colaboración entre todos los miembros de la sociedad educativa.

Centros escolares, docentes, familias y empresas especialistas en enseñanza bilingüe tenemos la necesidad de trabajar juntos, compartiendo experiencias y desarrollando programas de calidad, con el fin de poder dotar a nuestros jóvenes de la mejor formación posible en cada momento. Para ello, hay una tendencia creciente hacia la necesidad de la certificación en idiomas de los docentes que imparten sus asignaturas en inglés. Algunas Comunidades Autónomas como Madrid —que está trabajando muy bien y a la vanguardia en lo que respecta a los programas de enseñanza bilingüe— exige a sus docentes de programas bilingües un nivel mínimo de C1, con una mirada puesta en un futuro no muy lejano hacia el C2. Y, basándonos en nuestra experiencia, ese debería ser el objetivo a conseguir.

 

¿Cómo conseguir una buena Educación Bilingüe?

Debemos ayudar a los docentes a formarse en idiomas y desarrollar al máximo su competencia lingüística. El objetivo a conseguir es que se sientan cómodos impartiendo su asignatura en una lengua extranjera y que logren hacerlo de una forma fluida y natural. Para ello, no solo debemos trabajar el desarrollo de sus habilidades lingüísticas, sino también la metodología de trabajo en el aula (AICLE o CLIL). Además, debemos trabajar algunos aspectos relevantes como son el lenguaje del aula, las distintas herramientas de evaluación en las que entran en juego contenidos y corrección en lengua extranjera, etc… Al mismo tiempo, debemos apoyarles y dotarles de recursos para que puedan seguir formándose y reciclando sus conocimientos lingüísticos,  ya que el idioma es algo vivo y que va evolucionando constantemente. En este caso, lo más recomendable es poder vivir una experiencia de inmersión lingüística en un país de habla inglesa donde poder hacer uso del idioma un contexto de cotidianidad real.

Con respecto a los estudiantes, debemos dotarles de las herramientas necesarias para que desarrollen al máximo no solo su competencia lingüística, sino también su competencia intercultural, con el fin de que puedan ser ciudadanos y profesionales de un mundo global, en el que la interacción con personas de nacionalidades diferentes sea algo natural para ellos.