Adios al roaming en la Unión Europea

Fin del roaming en la union europea
 

Uno de los grandes problemas a la hora de viajar al extranjero era la tarifa roaming, es decir, el coste adicional de telefonía móvil que los usuarios tenían que pagar por llamadas, mensajes de texto o conexión de datos a Internet. Para comunicarse, la gran mayoría optaba por usar el móvil a través de redes Wi-Fi utilizando aplicaciones como Whatsapp o bien, comprar tarjetas de operadores en el país de destino para uso cotidiano.

Todo esto ha cambiado desde el 15 de junio de 2017, fecha en la que ha desaparecido el roaming en la Unión Europea y los usuarios van a poder hacer uso de sus teléfonos móviles como si estuvieran en su propia casa.

 

El fin del roaming en tus viajes al extranjero

Este acuerdo ha llegado tras más de 10 años de negociaciones en la Unión Europea y, a juzgar por las primeras experiencias, está funcionando a la perfección. La eliminación del roaming supone un avance y una  gran ventaja para todos las personas, pero sobre todo para los usuarios que viajan al extranjero y pasan largas estancias. En este particular caso, destacamos el impacto que esto supone para nuestros estudiantes que van a realizar un curso de verano en el extranjero este año. ¡Por primera vez nuestros estudiantes podrán comunicarse con sus familias directamente sin pensar en costes de roaming! Sin duda, una opción mucho más cómoda que facilita el contacto entre los propios estudiantes en el destino donde estén realizando su curso de inglés en el extranjero.

Aunque el uso de los smarthpones tiene que ser muy moderado para desarrollar correctamente un curso de idiomas en el extranjero, como ya hemos comentado en las mejores Apps para viajar, siempre es una buena herramienta para poder comunicarte con tu familia o consultar temas importantes a través de Internet que te puedan ayudar con tu aprendizaje. Asimismo, la opción de Google Maps también es muy interesante a modo de GPS y te puede salvar de un apuro en algún momento determinado.

Si la eliminación del roaming supone una ventaja para nuestros estudiantes de cursos de idiomas en el extranjero, también hay que destacar el avance que supone para las personas que están de viaje en el extranjero ya sea por motivos de trabajo o de vacaciones. Sin duda, el hecho de tener datos para consultar mapas, guías de viaje y tener comunicación permanente va a hacer la vida de los viajeros mucho más cómoda en los países de la Unión Europea.

Fin del roaming en la union europea

 

De momento, los países de la Unión Europea que han eliminado el roaming son: Austria, Bélgica, Bulgaria, Croacia, Chipre, República Checa, Dinamarca, Estonia, Finlandia, Francia, Alemania, Grecia, Hungría, Irlanda, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta, Países Bajos, Polonia, Portugal, Rumanía, Eslovenia, Eslovaquia, España, Suecia y Reino Unido. Se espera que pronto también se añadan países como Noruega, Liechtenstein o Islandia, y ya hay algunas operadoras que están ofreciendo servicios similares en Estados Unidos, lo cual le vendría muy bien a nuestros estudiantes 

La única pega que se puede sacar de este acuerdo es que habrá restricciones para hacer un uso razonable. De esta manera, los datos serán limitados pero suficientes como para poder asegurar la conexión con un uso normal de los datos. Digamos que el servicio no está diseñado para que alguien decida ver cada día una película en una tableta a modo de streaming durante su viaje o curso de idiomas en el extranjero.

 

Sin roaming en tu curso de inglés en el extranjero

Dentro de los países incluidos en la eliminación de roaming se encuentran Reino Unido, Irlanda, Malta, Francia o Alemania, destinos muy populares en los que disponemos de programas de idiomas en el extranjero tanto para jóvenes como para adultos y quienes se beneficiarán de poder navegar y conectarse desde sus dispositivos con total normalidad.

Otros temores que están llegando con la supresión del roaming en la Unión Europea son los que hacen referencia a una posible subida de precios por parte de las operadoras de telefonía móvil, sobre todo de las grandes como Movistar, Vodafone y Orange. Dichas operadoras llevan una tendencia creciente respecto a los precios pero también es cierto que están ofertando paquetes de máxima velocidad y datos. No obstante, es posible que quieran compensar las pérdidas de ingresos que entraban con el roaming con una supuesta subida de tarifas. La Comisión Europea y organizaciones de consumidores están alerta por si se da esta tendencia, aunque ya existen denuncias de FACUA alertando de incrementos de tarifas en distintos servicios.

Otro problema que contemplan las operadoras y que implicará una limitación de consumo es la saturación de redes. En los próximos meses de verano vamos a poder comprobar cómo se desarrolla la eliminación de roaming en lugares turísticos masivos. La llegada en masa de turistas extranjero a un determinado lugar (pongamos como ejemplo localidades costeras o destinos populares como Islas baleares) puede conllevar la pérdida de calidad del servicio dada la saturación de redes.

Hasta entonces y por el momento, los usuarios van a ser los primeros en detectar la calidad de servicio y si la llamada “muerte del roaming” está funcionando a la altura de las expectativas. Veremos cómo se desarrolla el tema y qué tal les va a nuestros estudiantes durante sus cursos de inglés en el extranjero pudiendo disponer de conexión fuera de casa.