¡Hola familias!

Segundo día de clases y primera visita a Cottingham. Cottingham es una pequeña localidad a apenas veinte minutos en coche Hull. El pueblo es conocido por ser el más grande del Reino Unido, y es aquí donde nuestros estudiantes han pasado esta mañana de martes de julio. Megan, la encargada de guiarnos por las viejas calles de Cottingham, nos llevó a las nueve de la mañana al centro del pueblo, donde hizo grupos y dio a los estudiantes un cuestionario con preguntas que responder sobre el pueblo. El cuestionario requería un poquito de investigación: callejear para buscar el nombre de tres supermercados, por ejemplo. En algunas preguntas incluso necesitaban la ayuda de los locales, a los que han tenido que sacar algo de información para completar la tarea. El grupo ganador recibía un premio, y justo después de terminar, se les ha dado un poquito de tiempo libre para explorar el pueblo a sus anchas.

Por la tarde, las temidas clases, que ni son tan aburridas como pensaban ni son las temen tanto como al principio. Cada uno se conoce dónde está su aula, a y las dos de la tarde van sin que el monitor les tenga de que de (casi) nada.

Para cenar hubo curry, tanto de verduras como de carne, que podía acompañar con patatas o arroz (o ambas), y la noche concluyó con varias actividades nocturnas. Una noche de casino, donde pudieron jugar a diversos juegos de mesa, o un desfile de modelos, donde crearon sus propios modelitos para desfilar al son de una canción.

Hoy nos espera el acuario, en Hull. ¡Hay muchas ganas de ver cómo será!