¡Hola!

Llega el fin de semana y las actividades están programadas para que nuestros estudiantes no pierdan ni un solo segundo. El plan para el sábado era ir a Manchester. Ver la ciudad y visitar algo muy esperado para muchos: el estadio de fútbol del Manchester United, el Old Trafford. Para el domingo estaba programada una visita a la ciudad medieval de York, a tan solo una hora del campus donde dormimos.

IMG_20190706_140315 IMG_20190706_140321

Para ir a Manchester nos tuvimos que levantar a las siete de la mañana. A las ocho había que estar preparado para subir al autobús, y cada uno se distribuyó el tiempo a su manera para estar listo a tiempo. Después de dos horas de viaje, llegamos a la gran ciudad. Nuestra primera visita fue el museo de ciencia, en el que nos explicaron la importancia de la industria textil de la ciudad a lo largo de los años. Terminada la visita, nos paseamos por la ciudad, enseñándonos a su vez diferentes edificios relevantes, como la ópera o la biblioteca donde están guardados los manuscritos originales de Charles Dickens. Tuvimos un poquito menos de una hora para comernos el pack lunch, el ya tradicional almuerzo compuesto por un sándwich, una manzana, una bolsa de patatas y una chocolatina.

Después de esto, un corto viaje en autobús (apenas unos diez minutos) y llegamos al gran estadio. Pasamos por el museo, donde tenían expuestos muchos de los trofeos que el equipo ha atesorado a lo largo de su historia. Sin embargo, fue la visita guiada lo más interesante de esta experiencia. Visitar las gradas del estadio, poder ver los vestuarios, los pasillos por los que pasean los espectadores y la sala de prensa donde entrevistan a los entrenadores de cada equipo después de los partidos.

Acabada la visita, cenamos (¡a las 18.30!) en un centro comercial y nos dirigimos a Hull, cansados después de un día tan largo.

IMG_20190706_140344

El domingo, aunque menos intenso, fue también interesante. York es una ciudad medieval con una catedral inmensa que empezó a construirse en el año 1230. Paseamos por las murallas y vimos la que es conocida como la calle más antigua del Reino Unido, famosa recientemente por ser la calle que inspiró una de las escenas más famosas de la saga de libros y películas de Harry Potter. Tuvimos mucho tiempo libre en el perdernos por las calles antiguas de la ciudad y hacer algunas compras. A las cuatro y media nos dirigimos de vuelta a los autobuses, llegando a la residencia justo para cenar y tener algo de tiempo libre antes de irnos a la cama.

IMG_20190706_140307

Este ha sido un fin de semana de no parar ni un solo segundo. Pero ahora la cosa se va a poner seria: empiezan las clases y, con ellas, el verdadero desafío.