¡¡Hola a todos!!

Segundo día de clases y tercero de estancia; y por fin probamos un poco el auténtico clima irlandés. Ya la noche anterior empezó a llover e hizo más fresquito, así que empezamos a darnos cuenta de que estamos un poco más arriba en el mapa europeo. El cielo oscuro y la lluvia por fin hicieron acto de presencia.

La mañana transcurrió de forma normal, desayuno, clases con algunas incorporaciones de estudiantes nuevos…Y seguía lloviendo a la hora de la comida. Esperábamos que se despejara un poco, pero no era el caso, así que se canceló la actividad programada para hoy (visita a un castillo). En su lugar se decidió que se podía ir al centro para disfrutar de una tarde compras, ¡shopping time!

Cogimos el bus y en un rato ya estábamos mirando escaparates y tiendas de algún centro comercial y calles aledañas.

Después decidimos volver pronto y explorar un poco la zona cercana a la escuela. Encontramos un super pequeñito que estoy segura visitaremos de vez en cuando. ¡Hay que saber dónde están los sitios clave como éste para una emergencia culinaria!

Tras volver a la residencia con algún suministro que otro bajo el brazo, nos dio tiempo a descansar un poco antes de cenar. Tras este tiempo, nos esperaba la evening activity; hoy nos dirigimos al gimnasio de la universidad para disfrutar de distintos deportes como balón prisionero, baloncesto y algún otro juego en equipo. También había tiempo para el fútbol, pero estaba lloviendo fuera y sólo los más valientes han decidido hacerlo.

Los chicos han estado más activos en las actividades de deporte; las chicas han decido socializar y conocer a otro grupo de chicas que rondaban por allí.

Mañana esperamos poder hacer la visita al castillo que hoy no hemos hecho debido al mal tiempo. ¡Crucemos los dedos para que así sea! Ya os contaré todo en el próximo capítulo, ¡hasta mañana!