¡Hola, hola!

Nos encontramos en la recta final del programa de Liverpool City Discovery, y ya nos queda muy poquito para volver a España. Parece que fuera ayer mismo cuando aterrizamos en este país y llegamos a esta ciudad, que estoy segura de que llevaremos siempre con nosotros allá donde vayamos. Pero antes de regresar aún nos quedan un par de días que aprovecharemos al máximo.

Un día más nos hemos levantado, arreglado, desayunado y puesto rumbo a la escuela para el que será uno de nuestros últimos días de clases matutinas. Después de leerme durante las últimas tres semanas ya os sabréis mejor que yo la rutina que sigue, ¿verdad? Primera parte de las clases, un break para aprovechar a beber agua e ir al baño, y vuelta al aula para realizar la segunda parte.

A las 12 y media (igual no os lo creéis, pero ya nos hemos acostumbrado a comer a esta hora y para entonces ya tenemos gusilla) hemos comido nuestros packed lunches y hemos aprovechado un rato para dar una pequeña vuelta antes de la actividad diaria, ya que hoy todavía lucía el sol.

Ernesto jugando a Jenga

Más tarde, nos hemos juntado con uno de los grupos de estudiantes italianos y junto con Yisak, nuestro monitor de hoy, hemos recorrido el camino hasta el British Music Experience, un pequeño museo situado frente al waterfront dedicado a la historia de la música británica desde el fin de la Segunda Guerra Mundial hasta nuestros días. Así que os podréis imaginar: objetos y muestras de The Beatles (ooobviamente), pero también de The Rolling Stones, Elton John, David Bowie o las Spice Girls entre otros.

Lucía y Nerea tocando la guitarra

Además, el museo cuenta con una zona interactiva en la que nuestros chicos han podido aprender a tocar la guitarra, la batería, grabar un single en un estudio de grabación y hasta bailar al ritmo de un videoclip. Ojo, que tenéis algunos músicos con mucho talento en la familia, ¡y otros en potencia!

Mario2 en el BME

Después de la actividad, hemos vuelto a LILA y nuestros chicos han aprovechado para ir a Liverpool One en su tiempo libre antes de la cena e ir haciendo las últimas compras antes de volver. Al regresar a LILA para la cena se han llevado una sorpresa: han colocado un futbolín en la sala Strawberry Fields, que por supuesto que han probado. ¡Y les ha encantado!

Para cenar hoy teníamos arroz, pollo, patatas y rollitos de verduras, y postre de fruta y tarta que han preparado Sky, Katie y su equipo.

Ahora nos quedamos en la residencia para descansar un poco, ya que ayer terminamos derrotados. Mañana será el último día de clases matutinas de nuestros chicos. ¡Qué penita nos da! Nos lo estamos pasando tan bien que, aunque se mueren de ganas de veros, les da pena volver 🙂

¡Hasta mañana a todos!