¡Buenos días, familias!

No sé si conocéis el significado de Serendipia, pero básicamente es lo que se produce cuando vas buscando una cosa y acabas encontrando otra igual de buena o mejor. Eso nos ha pasado hoy.

En principio íbamos a ir al Mercado de Saint Lawrence, que es un lugar emblemático de la ciudad por su antigüedad y por tener una gran variedad de productos, sobre todo naturales. No obstante, nos encontramos con la sorpresa de que los lunes no abren y entonces aprovechamos estar en la parte central de la ciudad para ver otros lugares que, si no, hubiéramos visto otro día. Comenzamos por ver el Hall of the Hockey Fame pues, como sabéis, ese deporte es muy importante en Canadá y era visita obligada pasarnos por ahí. Después hicimos una paradita en un outlet muy famoso llamado “Winners” y ellos se hubieran quedado allí toda la mañana, pero les dije que dosificaran sus ganas de comprar para aprovechar el buen tiempo y seguir viendo cosas. Así que subimos por la calle de Bay, pasando por grandes rascacielos y viendo a un montón de ejecutivos en la calle que nos hacía sentir como si fuéramos parte de una película, pues no estamos acostumbrados a vernos en un entorno semejante. Cuando llegamos al cruce con Queen pudimos observar el viejo ayuntamiento de Toronto, que es un edificio antiguo con mucho encanto y, a su lado, se hallaba el nuevo ayuntamiento, un edificio moderno y sofisticado. Ambos comparten espacio y una plaza con una fuente donde podemos leer el nombre de la ciudad y donde, a menudo, hay conciertos y otros eventos al aire libre que quizás vengamos a ver.

IMG_20190715_125502~2

Todo esto apenas a un par de minutos de la entrada al centro comercial Eaton Centre, que conecta con el Times Square torontoniano, en Dundas & Yonge. Y básicamente se trata de que, con los lugares que vemos por la mañana, los chicos vayan conectando los puntos más importantes de la ciudad para poder ellos decidir qué lugares quieren visitar cuando tengan tiempo libre.

Por la tarde fuimos al Royal Ontario Museum (ROM) y a algunos les encantó y se quedaron bastante tiempo mirando lo que había que ver, mientras que otros optaron por irse a la piscina de Christie Park que se encuentra a tres paradas de metro y que tenían muchas ganas de darse un chapuzón con este buen tiempo que tenemos (unos 30 grados durante el día) y antes de que lleguen las anunciadas tormentas acompañadas de lluvia que parece nos harán una visita a partir de mañana. Os seguiremos manteniendo informados.

¡Un abrazo, familias!